Viabilidad Financiera de la Empresa de Negocios

Recomendar a un amigo Añadir a mis libros
En papel:
En stock, salida inmediata
29,90 € 28,40 € (Descuento -5.0%)
Consultar disponibilidad en tiendas
Libro electrónico*:
Disponible en versión pdf drm Disponible lectura nube
18,00 €
Pack libro y libro electrónico juntos*: 39,00 €
*Para visualizar los libros electrónicos debe tener instalado Adobe Digital Edition en su equipo. Para conocer más pulse aquí.


En este trabajo académico, desarrollamos una nueva metodología de análisis financiero que obvia las limitaciones e ¡noperanda de los ratios convencionales, por la escasa o nula información que de los mismos se desprende. El modelo de análisis de la solvencia -no confundir con rentabilidad como conceptos sinónimos- que venimos empleando en nuestra docencia y desarrollado en un bastísimo número de publicaciones, se configura en tres partes: La primera -fundamento de las posteriores- es la adecuación del balance de situación, en la que se busca homogeneizar atendiendo a su naturaleza tanto las cuentas de la estructura económica como las correspondientes a la estructura financiera. La segunda parte -de carácter estático- pretende determinar los posibles focos de insolvencia que pueden presentarse tanto en la estructura del corto plazo del balance como en la correspondiente al largo plazo, comparando las partidas de activo con aquellas de pasivo y patrimonio neto que gozan de características similares. Por último, la -tercera parte-, se ocupa del análisis dinámico, e! cual evaluará si la empresa alcanza o no el equilibrio financiero. Esto es, esta última fase del análisis diagnosticará definitivamente si la empresa es o no solvente técnicamente, y según que circunstancias, si podrá o no neutralizar los posibles focos de insolvencia detectados en la estructura estática. Si ello es posible, la empresa podrá recuperar; de lo contrario desaparecerá. El presente trabajo finaliza con un estudio de la rentabilidad empresarial. Recordemos que la continuidad de la empresa está garantizada por la consecución de dos objetivos: ser solvente y ser rentable. No obstante, en el trabajo se constata que una empresa solvente puede ser no rentable, y una empresa rentable puede no ser solvente, al menos temporalmente.

Introducir comentario
Libros escritos por
Si no se cargan automáticamente los resultados, pulse aqui para cargar